Walter Sisulu National Botanical Gardens

El  Jardín Botánico Nacional Walter Sisulu se trata de una pequeña reserva que alberga un jardín botánico en su interior, con más de 220 especies de aves y 600 tipos de plantas, flores y árboles. Hace poco menos de una semana que estuve allí y, aparte de volver bastante tostadilla, volví aun si cabe más convencida de que vivo en un país increíble.

Realmente no se trata de un parque natural de increíbles dimensiones, con cientos de animales y maravillas de la naturaleza que no se pueden encontrar en otro lugar. Nada que ver. Este jardín botánico situado al este de Johannesburgo tiene una extensión de 30,8 kilómetros cuadrados, lo cual es una auténtica minucia si lo comparamos con el grandiosísimo Kruger (el cual, todo sea dicho, es uno de mis puntos en una lista imaginaria que denomino cosas que hacer mientras viva en Sudáfrica). No obstante, en lo que a mí respecta, lo que hace de este lugar un sitio que hay que visitar es su vegetación y lo agradable que resulta pasear por los caminos habilitados para ello.

Que yo llegase a este fantástico parque no fue sino la mayor casualidad de las casualidades y es que únicamente fui a acompañar a mi pareja a un entrenamiento de taekwondo al aire libre. Ni que decir que no me esperaba que el jardín fuese tan agradable, ni que el taekwondo fuera un deporte tan elegante (lo prometo).

Anuncios